Huasco arde: Reprimen lucha por el derecho al buen vivir

Cerca de 200 efectivos de Fuerzas Especiales (FF.EE) de Carabineros han llegado a la zona de Freirina a custodiar la Planta de Agrosuper y reprimir a los comuneros que serán vecinos además de la termoeléctrica Guacolda, de Punta Alcalde.

Un nuevo Ventanas. Sí, otra zona de sacrificio en pos del "desarrollo" es el Valle del Huasco, como Mejillones, Tocopilla o Coronel. con la diferencia que por negligencia ambiental el Valle del Huasco debió ser declarado como “Zona Saturada” hace 10 años.

La triste historia de Huasco se teje por la ambición del modelo productivo basado en la extracción descontrolada de materias primas para su exportación y la explotación sin ética ni planificación.

Barrick Gold secó sus ríos a causa de la destrucción de los glaciares Toro 1, Toro 2 y Esperanza, ubicados en las mismas inmediaciones de la faena minera, y la contaminación de los recursos hídricos, fruto del depósito de estériles, aunque aún ni siquiera comienza la extracción, y El Morro, otro proyecto minero, piensa reactivarse en 2013.

La termoeléctrica Punta Alcalde que se suman a Guacolda de Aes Gener con la posibilidad que Castilla finalmente también sea reactivada y Guacolda 5 que aún están en carpeta. Y por si fuera poco la planta de Agrosuper en Freirina que a causa del fantasma del desempleo fue reabierta luego de su colapso sanitario,  por la seremi de la Región de Atacama, Lilian Sandoval, quien levantó la prohibición de operar, que de había decretado desde el 25 de mayo el Ministerio de Salud. Finalmente fue cerrada, pero el mal manejo de los residuos de los cerdos muertos contaminó el agua de la localidad.

Lo que sucede en el Huasco, como en varias otras partes de Chile, es una falta de respeto mayúscula que el discurso de poder no ha sabido remediar y que por lo tanto los vecinos no pueden quedarse en la racional e incluso hippienta estrategia de Maturana: el diálogo. No hay posibilidad de diálogo dado que no se respetan los acuerdos y finalmente la palabra que vale es la ley, hecha precisamente por los poderosos.

Cerca de 200 efectivos de Fuerzas Especiales (FF.EE) de Carabineros han llegado a la zona de Freirina a custodiar la Planta de Agrosuper y reprimir a los vecinos de Freirina que exigen el cierre inmediato de la planta. Además de un gran contingente de guardias privados  han tomado detenidos golpeándolos brutalmente. Hay 4 ya en el Hospital de Vallenar, 2 de gravedad. Según la declaración de la dirigenta Andrea Cisternas a Radio ADN  "Estamos en la carretera C46, hay varios puntos más en toma entre Freirina y Huasco. Nosotros estamos frente a la planta procesadora de chanchos, y los guardias son los que están amedrentando a la gente, andan con barrotes de fierro y con perros rottweiler" 

Si alguien dijera que los comuneros del Valle del Huasco son terroristas por defender lo que en buenas cuentas le pertenece como habitantes de la tierra, hay argumentos suficientes para plantear la legitimidad de sus acciones. Porque si alguien, aunque fuera un poderoso dueño del mundo fuera a su casa y se subiera arriba de la mesa, se bajara los pantalones y comenzara a defecar, cualquiera de nosotros lo sacaría a patadas y quizás un poco más que eso. Aunque no es lo mismo, pero es igual

El contingente de FF.EE arremetió contra la gente que resistía en Tatara y ha procedido a perseguir a los vecinos ahora quienes se han replegado al sector de Vicuña Mackena y Pacha Mama en donde han puesto barricadas para resistir y hasta donde ha llegado mas gente de la comunidad a apoyar.

Una verdadera batalla de David contra Goliat, a causa nuevamente de un paradigma anquilosado en el capital que a toda costa quiere generar ganancias sin sopesar las "externalidades".

Un cambio en el modus operandi económico es la revolución que necesitamos en el mundo. Que sean los empresarios, los ricos del mundo los que pongan como eje central de sus inversiones la sustentabilidad y no hipotequen el futuro...y no lo digo yo, lo dijo el mismísimo Al Gore en el Common Pitch Chile. El Capitalismo genera demasiados problemas a los ecosistemas y sus habitantes como para no hacer el intento de replantear el modelo.

Si una cosa buena ya ha sucedido con todo esto, es que la gente común y corriente se ha dado cuenta de lo perversa que es la industria de la carne, siendo el primer llamado a no consumir productos de la empresa Agrosuper, demostrando que en el poder de compra, los ciudadanos como usuarios pueden castigar a una determinada actividad productiva que no lo hace con la suficiente ética.

El estado actual de las cosas nos demuestra que el viejo Contrato Social, debe ser trocado por un Pacto Vital, en donde nuestro mayor compromiso sea con el Derecho al Buen Vivir. ¡Fuerza Freirina!

powered byDisqus